[CRECIMIENTO POSITIVO]

Área de Intervención

Todas las personas, en determinados momentos de la vida, sentimos que lo que nos está sucediendo nos supera. En estas situaciones, solemos recurrir a las personas en las que confiamos en busca de ayuda, consuelo y consejo. Del mismo modo, cuando las cosas nos van bien, deseamos recurrir a estas mismas personas, porque nos llena de alegría tener la ocasión de compartir la "buena vida" con ellas.

imagen de acer japonés

Sin embargo, no siempre resulta sencillo compartir lo que nos ocurre cuando es negativo; puede suceder que no sepamos qué hacer para resolver un problema, cómo afrontar una situación emocionalmente complicada, etc. Estar sometidos a mucha presión y desarrollar problemas de estrés, enfrentarse a la tristeza extrema de una pérdida significativa, averiguar qué nos ocurre, etc., suelen ser algunas de las preguntas que nos cuesta resolver por nosotros mismos y por las que recurrimos a ayuda profesional.

Crecimiento Positivo, desde su apuesta por el desarrollo personal, el autoconocimiento y la acción, propone intervenciones individuales para resolver esta clase de situaciones, teniendo en cuenta las fortalezas y capacidades de la persona en busca de ayuda. Asimismo, siguiendo con su apuesta por el desarrollo de habilidades en la gestión de emociones, ofrece la posibilidad de una intervención positiva, sin necesidad de que haya un déficit subyacente.

imagen de iceberg

¿Qué intervenciones pueden abordarse desde Crecimiento Positivo?


Las propuestas aquí indicadas adquieren sentido únicamente desde el trabajo individualizado, específico, con cada persona, grupo u organización, en función de los objetivos que plantee en cada momento.